¿Conoces la figura del avalista y sus repercusiones legales?

¿Qué implica ser avalista hipotecario?

A estas alturas ya debes de ser más que consciente que solicitar una hipoteca es una decisión muy importante. Pero hay que tener en cuenta que es igual de relevante solicitarla, que decidir ser el avalista hipotecario de alguien que firma un préstamo hipotecario. Si estas palabras te han sorprendido, es que entonces debes de leer entero este artículo y conocer la figura del avalista hipotecario. 

¿Qué es el avalista hipotecario?

Es una garantía adicional que te ayudará a que el banco apruebe tu solicitud de hipoteca. Y es que, el avalista hipotecario bien puede ser una persona o una entidad que se ha ofrecido voluntariamente a garantizar el pago mensual de la hipoteca, en caso de que el titular no pueda hacer frente al importe acordado. Siguiendo la definición del Banco de España podemos determinar que la figura del avalista permite asegurar el cumplimiento de las obligaciones económicas que se han pactado con una entidad bancaria. 

Hace unos años, su figura resultó ser muy popular entre los jóvenes que veían prácticamente imposible poder ejecutar la operación de compraventa de su nueva vivienda, al necesitar -en la mayoría de los casos- una financiación por encima del 80%. Con la crisis del 2008, las entidades bancarias decidieron cambiar su estrategia hipotecaria y darle más importancia a la suficiencia económica personal de cada cliente. De esta forma, el banco entiende que está protegido ante posibles impagos. Por lo que, actualmente, son pocas las operaciones que terminan cerrándose gracias a la inclusión de un avalista hipotecario. 

Otra de las razones, que la han llevado al desuso, es por la introducción en este tipo de procedimientos de la dación en pago. Y, ¿en qué consiste? En caso de no poder asumir el acuerdo económico pactado con la entidad, se entrega al banco la vivienda hipotecada, dando así por cancelada la deuda de la hipoteca. 

¿A qué te comprometes como avalista hipotecario?

Como te hemos comentado, se expone al riesgo de tener que hacer frente al pago de la hipoteca, siempre y cuando el titular no pueda afrontar el compromiso económico adquirido. Una situación que si llega a darse obligaría al banco a notificar, vía correo postal, al avalista de que el titular no ha hecho frente al pago de la cuota en una o varias mensualidades. Un hecho que deja de manifiesto que el avalista hipotecario está sujeto a las mismas condiciones y obligaciones que el titular de la hipoteca. Esto significa que en caso de que el avalista falleciera, la responsabilidad seguirá vigente, por lo que serán sus hijos quienes deberán de hacer frente al pago de la hipoteca. 

Más allá de la responsabilidad de pago, el avalista debe de ser consciente de que aunque esté asumiendo la deuda de un tercero, él aparecerá en la Central de Información de Banco de España (CIRBE)

¿Qué es el CIRBE?

Es un servicio público que se encarga de gestionar en su base de datos los préstamos, créditos y avales que cada una de los bancos tiene acordados con sus clientes. Aunque, no debe de confundirse con la lista de morosos, aparecer en el CIRBE puede suponer un impedimento para el avalista hipotecario a la hora de pedir financiación, ya que puede ser un condicionante para las diferentes entidades. 

La firma del aval hipotecario puede ayudar a conseguir una hipoteca, pero es importante conocer bien todas sus implicaciones

¿Quién puede presentarse como avalista?

Para poder presentarse como avalista este debe de cumplir con algunos requisitos, pero principalmente debe de poder demostrar que tiene la capacidad económica necesaria para poder hacerse cargo del pago. Segundo, aunque parezca obvio, que sea mayor de edad. En caso de reunir estas condiciones debería de cumplir con los siguientes requisitos:

  1. Ingresos estables
  2. No tener deudas pendientes de pago

No es imprescindible, pero como siempre ayuda a poder presentar mayores garantías ante las entidades bancarias.

          –  Disponer de bienes e inmuebles libres de carga 

Pero, sobre todo, hay que tener presente que es una decisión muy importante y que hay que ser muy consciente de las implicaciones legales que implica. Esto significa, tener muy claro cuáles son las condiciones acordadas con la entidad financiera. 

Consigue tu hipoteca

Si buscas financiación para tu hipoteca, debes de saber que tus opciones no terminan en la figura del avalista hipotecario. En Helloteca destacamos por contar con un equipo de analistas, que a través de su servicio de atención personalizado y orientado al ámbito jurídico, legal y financiero es capaz conseguirte tu hipoteca ideal. No hay mejor aval que la profesionalidad y el acompañamiento durante todo el proceso de nuestros expertos. ¿Hablamos de tu hipoteca?